1. Respondiendo a una pregunta de un lector de la columna CONSULTORIO TRIBUTARIO, acerca de los activos fijos que se pueden depreciar en el 100% en el mismo año gravable de su adquisición, debemos enfatizar en tres aspectos muy importantes sobre este particular.
  2. Sí en efecto, en atención al artículo 6 del Decreto 3019 de diciembre 26 de 1989, los contribuyentes obligados a llevar libros de contabilidad, podrán depreciar los activos fijos de menor cuantía en el mismo año gravable de adquisición, cuando su valor, para este año gravable 2010 sea igual o inferior a $ 1.228.000, el equivalente a 50 UVT, sin consideración a la vida útil del mismo. Para el año gravable 2009, costo igual o inferior a $ 1.188.000.
  3. Es importante tener presente, que el activo fijo depreciable de menor cuantía (hasta de 50 UVT), la disposición legal autoriza su depreciación en el mismo año gravable en el que se adquiera, para recalcar que como tal (activo fijo), no es posible conforme a la técnica contable contabilizarlo como gasto de una vez. El activo debe permanecer y controlarse como activo fijo mientras se encuentre en uso. Igualmente la medida autorizada por el reglamento, no implica que la depreciación contable deba realizarse en un solo año, porque dependiendo del tipo de empresa, contablemente puede sujetarse a las normas generales de vida útil de los activos para su depreciación.
  4. La Dian, había considerado en sus conceptos (Nos. 21915 y 086136 de 2008), que cuando se hiciera uso de ésta medida contable-fiscal de depreciación, no era posible hacer uso a la vez del beneficio de la deducción especial por adquisición de activos fijos reales productivos, porque, entre otros aspectos, la depreciación del activo en un 100% en el mismo año gravable de su adquisición, se apartaba de la regla de depreciación por línea recta que exige el articulo 158-3 del E. t., para poder solicitar la deducción especial por adquisición de activos fijos reales productivos. Por fortuna, ahora la Dian ha cambiado su opinión, y en concepto Nro. 103512 de diciembre 17 de 2009, ha admitido que sí es procedente hacer uso de la deducción especial de ésta norma sin importar que el activo se haya depreciado en un solo año. Además, hace precisiones técnicas muy importantes sobre el tema de la depreciación contable frente a la depreciación fiscal.
  5. IMPUESTO DE PATRIMONIO PARA EL AÑO 2011. Algo muy curioso en la base gravable del impuesto de patrimonio para el año 2011. Nuestro amigo y discípulo contador público William Dussan residenciado en la ciudad de Bogotá y contador de una empresa muy importante a nivel nacional, me ha enviado un comentario y publicación suya en un portal de internet, que en el año 2011 los contribuyentes obligados a pagar el impuesto de patrimonio establecido en la Ley 1370 de 2009, algunos, podrían presentar esa declaración pero sin pagar el impuesto. (en la próxima semana continuaremos)
Menú